Inaugurado en Castellón un CPD que aplica la Inteligencia Artificial a la Eficiencia Energética

El cloud computing de la empresa Tissat, de 500 m2, alberga a 24.000 servidores, y destaca por su seguridad y su eficiencia energética. Emplea la Inteligencia Artificial para mejorar su consumo de energía (hasta un 65%) y reduce las emisiones de CO2 (en un 51%).

Ha sido construido en 7 meses con el nombre de Walhalla (Morada de los Dioses) en el Parque Científico Jaume I. Tissat ha escogido esta ubicación por la colaboración de la Universidad, por la cercanía de una autopista y sobre todo por la conexión de fibra óptica de la Universidad.

Actualmente se alimenta con la energía de motores de gas, pero en una segunda fase, se instalará una pila de hidrógeno que será un logro en la aplicación en este tipo de instalaciones.

 

Fuente: http://www.computing.es/

No hay comentarios aún... ¡Se el primero en dejar una respuesta!